31 de diciembre 1976: Edmundo Warnke, dueño de la San Silvestre

photo

 

El fondista chileno ganó la tradicional carrera de Año Nuevo.

En los sesenta, Edmundo Warnke era un prometedor ciclista del club Viña del Mar y del Municipal de nuestra ciudad, pero su pasión por el atletismo pudo más. Y no se equivocó de pasión porque en 1976 ganó la clásica corrida de San Silvestre, que se disputa por las calles de São Paulo desde 1925 en la víspera de Año Nuevo. Un solo chileno, Raúl Inostroza, había ocupado en 1948 el primer lugar en la multitudinaria prueba de entonces siete mil metros con un crono de 22 minutos y seis segundos. El 31 de diciembre de 1976, justo en la edición en que el circuito se amplió a 8.900 metros, Warnke se coronó en la prueba más importante del fondismo mundial tras cumplir el nuevo trayecto en 23 minutos y cincuenta segundos. Fue un merecido galardón para el atleta nacional, quien en la propia cita paulista había rematado 19° en 1971, quinto en 1972 y undécimo en 1974 ante millares de competidores. En 1976, además, el porteño llegó en la séptima posición en la serie de los diez kilómetros de los Juegos Olímpicos de Montreal, donde también se situó décimo en los cinco mil.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s